miércoles, diciembre 31, 2008

"Tiresia" (2003), de Bertrand Bonello



Vi esta pelicula hace algun tiempo, hace un año o mas, me la pasaron en cinta grabada de Arte y la verdad es que no tenia ni idea a lo que iba a enfrentarme, ni habia visto ninguna otra peli de su director, Bertrand Bonello, ni habia oido hablar de Tiresia siquiera. Despues de verla, confieso que terminé confundida y fascinada al mismo tiempo: confundida porque no habia entendido o no habia sabido descifrar varios detalles con los que juega Bonello, y sin embargo, es una peli que desde que la vi revolotea una y otra vez en mi cabeza. Ahora he vuelto a verla de nuevo, esta vez en glorioso dvd, y sigue fascinandome, tengo que decir, mucho mas que antes.


El argumento que construye Bonello gira en torno a Tiresia, hermosa travesti brasileña, que vive ilegal en Paris con su hermano y que se busca la vida en el famoso Bosque de Boloña. La pelicula está claramente dividida en dos partes, la peli en si misma es una dualidad (no en vano Bonello transporta al presente el mito griego de Tiresias): la primera parte, un psicopata obsesionado con la belleza femenina (Laurent Lucas) la secuestra y la encierra en una casa abandonada, porque él, que es una especie de poeta, sueña con la rosa perfecta, una rosa sin espinas, asi que la secuestra una noche, pensando que se puede adueñar ya para siempre de la rosa perfecta. Durante este encierro entre cuatro paredes, él la observa y la admira, pero nunca la toca ni consiente en tener ningun contacto sexual con ella. Sin embargo, durante este encierro desesperado para Tiresia, comienza su transformacion: privada de sus hormonas diarias, su cuerpo y su rostro empiezan a cambiar, la perfeccion se va transformando en otra cosa inesperada y para la cual el secuestrador no parecia estar preparado.

Esta primera parte termina de una forma violenta y cuando comienza la segunda parte, tambien comienza una nueva vida para Tiresia. Ya transformada en hombre y necesitada de ayuda, la vemos viviendo en la campiña francesa en casa de Anna, una joven de apenas diecisiete años que no habla (no sabemos si es muda o elige no hablar por deseo propio, personaje bressoniano al mas puro estilo) y que vive con su padre. No voy a contar ya nada mas del argumento, pero una de las cosas que mas me fascinaron de "Tiresia" es el tono que adquiere esta segunda parte, la pelicula parece entrar en otra etapa completamente diferente comparandola con la fascinacion morbosa que puede producir la primera parte: Tiresia en el campo en compañia de Anna, se convierte en el misterio, en la ambiguedad y en la serenidad mas inesperada.






Es una pelicula fascinante por lo inesperada como he dicho antes, porque Bonello va sorprendiendo al espectador continuamente convirtiendo la vision de esta pelicula en una experiencia diferente: exige del espectador una actitud muy activa cuando él como maestro de ceremonias aporta una actitud muy reflexiva, por llamarlo de alguna forma. La peli tiene una escena fascinante que es el secuestrador visitando de noche ese Bosque de Boloña donde se encuentra por primera vez con Tiresia; antes que conocerla fisicamente escucha su voz que en la oscuridad y alejada de las otras, está cantando una cancion en portugues, quizas sea ese detalle lo que le hace pensar en ella como en una rosa perfecta. Estas primeras escenas parecen que le van a dar a la peli un tono entre el morbo y la peli de terror, pero no, una vez que Tiresia se ve encerrada, la peli se convierte en otra cosa, ella no es la tipica secuestrada histérica y desde luego el secuestrador, tampoco responde al tópico mas tipico. Bonello juega con la dualidad: el personaje de Tiresia está interpretado por dos actores, una actriz y un actor ya en la segunda etapa, y la dualidad de otro perrsonaje, el del secuestrador, cuyo actor Laurent Lucas, en la segunda parte de la pelicula, aparece interpretando otro personaje, el de un sacerdote que tiene un jardin de rosas maravilloso, rosas de las que se ocupa con pasion...¿es el mismo personaje o la conexion de las rosas es pura casualidad?? por detalles como éste, resulta una pelicula fascinante y magica, pero tambien compleja y chocante.





Bertrand Bonello crea una atmosfera que la verdad, pocas veces me encontré en una peli. Puede resultar una peli no perfecta para muchos, pero sólo por la esa atmosfera y la experiencia de sumergirte en el mundo y en la vision que nos regala Bonello, ya merece la pena verse. Seca, reflexiva y subyugante, "Tiresia" una pelicula que recomiendo encarecidamente.

3 Comments:

Blogger Ninovska said...

La vi hace un tiempo, poco, pero aunque me impresionó, me descolocó mejor dicho, no conseguí que me interesara tanto como a ti. Creo que habrá que ver otras películas del director para saber qué quiere decir, qué tiene que decir.
No sé por qué me recuerda a Almodóvar... tal vez sólo sea por el tema del travesti, no sé.

11:46 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

5:12 p. m.  
Blogger Arquímedes Beltrán said...

Yo acabo de ver la película la semana pasada. Estaba casi en las mismas condiciones que tú, no tenía referencias ni de la película ni del director. No sé si eso influye, siento que sí, pero quedé tan impresionado como tú. Me ha dado tantas vueltas la cabeza por esta película que, además, quisiera saber si la canción que canta Tiresia, existe o es un recurso exclusivo de la película. ¿Tú sabes algo? Es tan triste y tan bella, como el mismo personaje de Tiresia.

arquibeltran@hotmail.com

1:12 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home